Pablo Iglesias abandona el Gobierno para ser candidato por Madrid

El vicepresidente ha anunciado su decisión de abandonar el Gobierno central para presentarse como candidato a la Comunidad de Madrid

Pablo Iglesias ha anunciado su renuncia a la Vicepresidencia para presentarse como candidato a la Comunidad de Madrid. Twitter: Descifra guerra

Redactado por Paula Burgos, Cristina Camacho, Andrés Pelayo y Nuria Usero.

Pablo Iglesias ha anunciado que deja la Vicepresidencia del Gobierno para ser candidato a presidir la Comunidad de Madrid, si es que los inscritos lo quieren. “La democracia está amenazada por una nueva derecha trumpista impulsada por enormes poderes económicos y mediáticos”, aseguró Iglesias. El actual vicepresidente señaló que en la política hay que tener valentía para “dar batalla” y dejar a nuevos liderazgos, por lo que apuesta por Yolanda Díaz para ser su sucesora en la Vicepresidencia segunda del Ejecutivo central. 

El líder de Podemos comunicó que ha hablado con algunos de sus compañeros de la formación en los últimos días, tras la convocatoria de elecciones de la región madrileña. “No dejemos una nueva oportunidad para impedir que los delincuentes puedan tener todo el poder”, afirmó. También aseguró que lo hace por ser útil en el momento más necesario. Sin embargo, también ha llamado a la unión de la “izquierda transformadora”. Ha pedido responsabilidad y humanidad para que Más Madrid se una a ellos para ganar a Isabel Díaz Ayuso: “Hay muchas cicatrices, pero nos estamos jugando la democracia, la sanidad y la educación. Es lo suficientemente importante para intentar esa unidad”, reclamó. 

Iglesias transmitió a Pedro Sánchez su decisión de abandonar su puesto al comienzo de la campaña electoral. Ha propuesto a Ione Belarra para que tome el relevo en el Ministerio de Derechos Sociales y Agenda 2030. Además, ha pedido que la ministra de Trabajo, Yolanda Díaz, sea la vicepresidenta segunda del Ejecutivo. “Yolanda Díaz puede ser la próxima presidenta del Gobierno de España”, señaló. 

Las reacciones al anuncio de Pablo Iglesias
La presidenta de la Comunidad de Madrid, Isabel Díaz Ayuso, ha comparecido tras el anuncio de que Pablo Iglesias se presenta como candidato de Podemos en las elecciones a la Presidencia de la Comunidad de Madrid.

“España me debe una, hemos sacado a Pablo Iglesias de La Moncloa”, ha asegurado en la rueda de prensa celebrada en la Real Casa de Correos. Además, Díaz Ayuso ha recalcado: “Ahora voy a cambiar el lema de campaña, será: comunismo o libertad”.

Díaz Ayuso ha subrayado que los que quieren vivir en libertad en Madrid se van a tener que unir: “Vamos a tener que aglutinar esfuerzos para demostrar que la forma de vivir en Madrid va en una dirección absolutamente distinta a la del comunismo”.

Sobre Pablo Iglesias, ha añadido: “Es una persona independentista, afín al entorno de ETA, cree en la expropiación, la ocupación, la intervención de la empresa, en el fomento de huelgas o en quemar las calles de Madrid, que es el primero que lo ha alentado y jaleado”.

Sin embargo, en una de las preguntas en la rueda de prensa sobre si le preocupa que Vox pueda subir, Díaz Ayuso ha aclarado: “Mi preocupación es el comunismo, el retroceso, que intervengan políticas que han arruinado países enteros. Me preocupa quemar las calles, la revolución. No me preocupa Vox”.

Además, la presidenta de la Comunidad de Madrid ha confesado: “Yo quiero gobernar en libertad porque quiero tener pronto unos presupuestos, porque quiero llevar iniciativas a la Asamblea, dar un Gobierno estable y un Gobierno que otorgue seguridad, certidumbre y que vaya en una dirección”.

El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, también ha comparecido tras la dimisión de Pablo Iglesias en una rueda de prensa en Montauban, Francia. Sánchez ha asegurado: “Hemos hablado esta mañana, le he deseado suerte, aunque no tanta como a Ángel Gabilondo, que será el candidato socialista, y le he reconocido el aporte que ha hecho durante este año en una Cartera tan importante”.

Sobre la posibilidad de que Yolanda Díaz ocupe la Vicepresidencia segunda, Sánchez ha declarado: “Hay una Vicepresidencia segunda que corresponde a Unidas Podemos, no va a haber ningún problema. Cuenta con todo mi apoyo, soy una persona que cumple con los acuerdos de coalición”. También ha respondido a una cuestión sobre la moción de censura en Murcia, y se ha referido al Partido Popular: “En el PP, estamos viendo una mezcla de cambio y continuidad: la continuidad, en la corrupción, y el cambio, hacia la ultraderecha”.

Pablo Iglesias, de tertuliano a vicepresidente

Iglesias comenzó su andadura pública gracias a la televisión, ya que, aun antes de dedicarse a la política, fue un perfil muy demandado en las tertulias políticas por su importancia en el Movimiento 15-M y en la iniciativa Rodea el Congreso. Sus apariciones en las tertulias de El gato al agua le dieron popularidad y le abrieron las puertas de otros programas como La Sexta noche, Las mañanas de Cuatro o La noche en 24 horas. En solitario, Iglesias estuvo en el programa Fort Apache, producido por el canal iraní Hispan TV y La Tuerka, un programa de actualidad y debates.

Su primera andadura política fue como asesor en Izquierda Unida para las elecciones generales de 2011 y para Alternativa Galega de Esquerda, en las autonómicas de 2012. No fue hasta 2013 cuando nació Podemos, el partido con el que pretendía concurrir a las elecciones al Parlamento Europeo de 2014 y que recurrió a su imagen como forma de publicitar la formación, ya que el perfil de Iglesias era más mediático que el grupo político en sí. Finalmente, Podemos obtuvo cinco diputados, entre los que se encontraba el propio Iglesias, como cabeza de lista. De ese momento, destacó la fórmula utilizada para jurar el cargo y acatar la Constitución: “Hasta que los ciudadanos de mi país la cambien para recuperar la soberanía y los derechos sociales”

En 2014, fue elegido secretario general de Podemos, tras un proceso de primarias. El apoyo que recibió hizo de él una nueva alternativa para los votantes de izquierda, que vieron en él un aire renovado a los políticos del momento. Iglesias pasó a formar, junto con Albert Rivera, aquello que la prensa bautizó como “la nueva política”, los primeros perfiles jóvenes de importancia que confluían como cabezas de formaciones. Iglesias abandonó su escaño en el Parlamento Europeo para presentarse a las elecciones generales de 2015, en las que fue cabeza de lista, fruto de otro proceso de primarias. En las generales de ese año, Podemos logró hacerse con la cuarta posición electoral, con 42 diputados, posición que mejoró en 2016, cuando fue la tercera fuerza más votada.

En las elecciones de 2019, en abril y noviembre, Podemos empeoró sus resultados, aunque logró hacerse con cuatro ministerios y una Vicepresidencia para Iglesias, quien, a pesar de ser criticado por sectores de su partido al romper con Íñigo Errejón y obtener los peores resultados en la historia, se mantenía, hasta hoy, dentro del Gobierno de España.

Yolanda Díaz, la nueva vicepresidenta

Yolanda Díaz es la actual ministra de Trabajo y será la vicepresidenta, tras la salida del Gobierno de Pablo Iglesias. Foto: Twitter Yolanda Díaz

Abogada laborista especializada en recursos humanos y mercado laboral, Yolanda Díaz empezó su carrera política en Esquerda Unida, la rama gallega de Izquierda Unida. Lideró su candidatura al Parlamento gallego en 2005, 2009 y 2012, cuando se alió con otros espacios de la izquierda gallega para crear Alternativa Galega de Esquerda (AGE). En 2015, participó en la candidatura de En Marea. En octubre de 2019 dejó de militar en IU, aunque conservó su carnet del Partido Comunista de España (PCE).

Ese mismo año, Pablo Iglesias le propuso que siguiera en las listas de Unidas Podemos, y también fue el líder de la formación morada, que la propuso para ser ministra de Trabajo. Su principal objetivo en el Ministerio ha sido rectificar las políticas laborales llevadas a cabo por el PP durante la crisis económica, y hacerlo mediante un pacto entre Ministerio, patronal y sindicatos.

Su primer éxito como ministra fue la subida del Salario Mínimo Interprofesional, lo que consiguió a través de un pacto con las centrales sindicales y la CEOE. El siguiente acuerdo que alcanzó fue derogar el artículo que permitía el despido durante la baja médica, y después empezó la pandemia.

El 4 de marzo, 10 días antes de que estallara la crisis sanitaria, creó una guía para empresarios y trabajadores, con los principales aspectos de la regulación laboral española. Buscaba ayudarles ante los problemas de suministros que ya empezaban a registrarse, así como prevenir el contagio de trabajadores.

Aunque generó reacciones contrarias, la labor que ha realizado Yolanda Díaz durante la pandemia ha hecho que, junto con el entonces ministro de Sanidad Salvador Illa, sea la política cuya imagen política ha salido más reforzada tras estos meses de crisis.