El Gobierno enmarca las declaraciones de Iglesias en la campaña

La ministra María Jesús Montero justifica las declaraciones del vicepresidente y las enmarca en la necesidad de conseguir votantes

La ministra de Hacienda, María Jesús Montero, ha salido al paso de las declaraciones del vicepresidente Pablo Iglesias, en las que criticaba la calidad democrática de España en relación con la sentencia del procés. Montero ha justificado a su compañero de Gobierno y ha alegado que las palabras de Iglesias deben enmarcarse en la campaña electoral catalana.

Iglesias defendía en una entrevista concedida al diario Ara cómo “no hay una situación de plena normalidad política y democrática en España cuando los líderes políticos de los dos partidos que gobiernan Cataluña están uno en la cárcel y el otro en Bruselas”. Estas palabras surgían a raíz del conflicto diplomático que la Unión Europea y Rusia mantienen debido a las detenciones de opositores por parte del Gobierno de Vladimir Putin. El Alto Representante de la Política Exterior de la Unión Europea, Josep Borrell, defendía en Moscú la liberación de quienes son encarcelados por sus ideas políticas en el país, mientras que recibía como respuesta la acusación del ministro de Exteriores ruso, Serguéi Lavrov, quien reclamaba la inexistencia de derechos en España, al tener encarcelados a los políticos del procés.

María Jesús Montero alabó la intención del vicepresidente segundo de “mejorar” la calidad democrática de España, aunque en Podemos varios miembros de la formación han defendido a su líder. La cuenta oficial del partido ha reiterado en un vídeo cómo España “no es normal” ante ciertas situaciones que ninguna democracia debería experimentar. En él, se incluyen acusaciones contra los medios de comunicación —diana recurrente en sus mensajes—, la corrupción del Partido Popular, la detención de Pablo Hasel y la situación de la Corona.

El portavoz de Podemos, Pablo Echenique, ha defendido, de forma irónica, al líder del partido. En un mensaje en redes, ha criticado a quienes reclaman una rectificación a Iglesias y, con sorna, ha agradecido que no le hayan “envenenado con polonio”.

El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, no ha realizado declaraciones al respecto. Sus intervenciones han estado centradas en la campaña electoral de Cataluña, en las que el candidato de su partido, Salvador Illa, podría hacerse con la victoria.