Bárcenas confirma la existencia de una caja B en el PP

El extesorero ha enviado un escrito a la Fiscalía en el que acusa al expresidente Rajoy de conocer la presunta corrupción de su partido

Mariano Rajoy es uno de los personajes mencionados en la acusación hecha por Bárcenas, quien le acusa de ser conocedor de la presunta financiación ilegal del partido. Foto: Marta Jara.

Luis Bárcenas, extesorero del Partido Popular, ha remitido un escrito a la Fiscalía Anticorrupción en el que se presta a cooperar y en el que acusa de forma directa al expresidente del Gobierno Mariano Rajoy, como conocedor de la financiación ilegal del partido y de la caja B.

El documento llega a menos de una semana de comenzar el juicio que investiga la reforma de la sede del PP, presuntamente, pagada en B. En el escrito, el extesorero acusa al partido de haberse financiado de forma ilegal entre 1982 y 2009. En ese año, relata cómo mantuvo un encuentro con Mariano Rajoy, quien le reprochó que mantuviera los papeles de la financiación del partido. «De todas estas actuaciones era perfecto conocedor don Mariano Rajoy, hasta el punto que a principios de 2009 tuvimos una reunión en su despacho, en la que le mostré los papeles de esta contabilidad B», cuenta Bárcenas, quien cumple una condena de 29 años de prisión por el caso Gürtel. «Espetándome que cómo podía seguir conservando toda esa documentación comprometedora, que terminó, personalmente, destruyéndola en la máquina destructora de papeles, sin saber, que yo guardaba copia de esa documentación», añade Luis Bárcenas. En lo relativo a las donaciones al partido, Bárcenas explica cómo algunas tenían como resultado contratos públicos.

Entre otras acusaciones, Bárcenas también revela la existencia de sobresueldos que salpicarían al expresidente del Congreso Federico Trillo; a la exministra de Defensa María Dolores de Cospedal; y al exvicepresidente del Gobierno Francisco Álvarez Cascos. Como prueba, menciona una conversación en la que el extesorero del partido Álvaro Lapuerta comentaba la normalidad de estas transacciones, que se realizaban en la sede de la formación, de forma mensual, a diferentes miembros del partido, entre los que también incluye a Mariano Rajoy «expresamente».

El juez deberá dilucidar si la financiación de la sede del partido en Génova 13 fue legal. Foto: Wikimmedia.

Las razones aducidas por Bárcenas para desvelar las tramas del partido en el que trabajaba se encontrarían, según sus declaraciones, en la promesa incumplida por parte del PP de proteger a su esposa y evitar que entrara en la cárcel. Ahora, tras la ruptura de este pacto, debido el ingreso de Rosalía Iglesias en prisión, el extesorero ha decidido hacerlo público. En los 11 folios que componen la declaración, Bárcenas explica cómo podría haber probado más acusaciones, sin embargo, el robo cometido en su despacho en el que se llevaron documentos oficiales y comprometedores con las cuentas del PP ha evitado que estos documentos salgan a la luz.

A cinco días del comienzo del juicio, la colaboración de Bárcenas, ratificada por escrito, acompañará las acusaciones al partido. Los expresidentes Mariano Rajoy y José María Aznar están llamados a declarar en turnos separados.