Najwa Nimri recibe el Gran Premio Honorífico del Festival de Sitges

El director Paco Plaza y el técnico de sonido Oriol Tarrago recibirán el mismo reconocimiento en la 53ª edición del festival.

Najwa Nimri
Najwa Nimri recibe el Gran Premio Honorífico por su trayectoria en el Festival de Sitges. Foto: Juan María Villagrán.

Desde el Bilbao industrial de Salto al vacío hasta el Banco de España ocupado de la cuarta temporada de La casa de papel, pasando por la prisión Cruz del norte de Vis a vis. Najwa Nimri ha sido galardonada con el Gran Premio Honorífico del Festival de Sitges en su 53ª edición por su prolífica carrera cinematográfica y televisiva.

Con 48 años, la actriz pamplonesa supera ya la treintena de títulos en su filmografía. Desde cortometrajes hasta largos, destaca también por sus papeles en las series Vis a vis y La casa de papel.

Los alrededores del Melia Auditori de Sitges se llenaron la noche del viernes 9 de octubre con decenas de seguidores de la actriz, que se dejaron la voz en lanzar elogios a la estrella. No obstante, en esta ocasión, Nimri no pudo acercarse a saludarles por las medidas sanitarias.

Najwa Nimri homenaje en Sitges
Najwa Nimri, en la alfombra roja del Festival de Sitges. Foto: Juan María Villagrán.

Ángel Sala, director del Festival Internacional de Cine Fantástico de Cataluña, fue el encargado de entregarle la estatuilla, un gorila dorado, en la gala de premios celebrada en el mismo auditorio, después de hacer un repaso videográfico de toda su carrera.

Libertad para crear

“Si alguna vez tengo que pensar en si el imaginario colectivo se ha estancado, que da la sensación de que últimamente sucede bastante a menudo, miro a Sitges”, ha confesado la intérprete en su discurso de agradecimiento. Nimri ha resaltado también esa “libertad a la hora de crear” que existe en los títulos seleccionados de la muestra.

“En este festival pasa una cosa que es casi milagrosa”, ha añadido la galardonada, “el arte y el entretenimiento se unen y es maravilloso. Que el cine de repente viva en ese espacio en el que es entretenido y que, a la vez, el director, el guionista, todo el equipo se dan el permiso para hacer algo sin miedo a la hora de crear es algo mágico”, destacó.

También hubo cine
La proyección elegida para cerrar la gala fue Mandibules, del director francés Quentin Dupieux, una comedia negra y absurda que mezcla fantasía y realidad, donde dos amigos sin trabajo ni dinero deciden amaestrar a una mosca gigante descubierta en el maletero de un coche robado, con el fin de ganar dinero exhibiéndola.

Junto con Najwa Nimri, el cineasta Paco Plaza y el técnico de sonido Oriol Tarrago recibirán el mismo reconocimiento a lo largo de la semana, que se cerrará con el mismo premio en nombre del director David Lynch, gran homenajeado de esta edición del festival.