España, eliminada del Mundial

La selección española, dominadora durante 120 minutos, fue incapaz de hacerle un gol a Marruecos, y en la tanda de penaltis no marcó un solo lanzamiento, mientras que los marroquíes anotaron en tres ocasiones

Luis Enrique Martínez, entrenador de España

España quedó eliminada del Mundial de Qatar, el 6 de diciembre, al perder contra Marruecos, en la tanda de penaltis, en octavos de final. Sin embargo, antes de empezar el encuentro se podía observar en los alrededores del estadio Education City que el partido ya lo había ganado la selección marroquí, al menos en la grada. España sufrió pitos y cánticos en su contra, se podría decir que se vivía como un partido de liga entre locales (Marruecos) y visitantes (España).

España dominó durante los 120 minutos que duró el encuentro, pero la falta de pegada de los de Luis Enrique obligó a la selección a jugarse el pase a cuartos de final desde los 11 metros.

Durante los primeros 45 minutos, España logró un 72% de posesión de balón, pero esta no se transformó en ninguna ocasión clara de peligro ante la potería defendida por un conocido de la liga española, Yassine Bounou, quien en la tanda de penaltis se convirtió en el héroe marroquí.

En los segundos 45 minutos, se pudo observar un guion muy parecido al visto y ofrecido por ambas selecciones, una Marruecos exprimiendo sus armas al máximo, y un combinado español que siguió un plan que no funciona desde el Mundial que se ganó en 2010.

En la prórroga nada fue diferente, Marruecos parecía confiar en salir victoriosa en la lotería de los penaltis. El fracaso de España se gestó, precisamente, en la tanda de penaltis, ya que ninguno de los lanzadores españoles consiguió anotar. Sarabia, quien salió en el minuto 118, fue el primero en fallar (nunca había errado como profesional en los 16 lanzamientos anteriores). Marruecos marcó tres de sus cuatro lanzamientos, uno de ellos fue obra de Achraf Hakimi, nacido en Getafe (Madrid) y exjugador del Real Madrid, quien lo celebró de una forma que irritó a parte de la afición española.

Al terminar el partido, fuera del estadio, tuvo que intervenir la Policía catarí para que los pocos aficionados españoles desplazados pudiesen salir con seguridad, debido a la exaltación de los hinchas marroquíes. Además, algunos jugadores de Marruecos subieron fotografías a redes sociales haciendo referencia a la conquista de la península ibérica.

Solo tres victorias desde Sudáfrica 2010
Desde que alzó al cielo de Johannesburgo la Copa del Mundo de 2010, España encadena tres mundiales seguidos en los que ha sido eliminada en las primeras rondas. Primero fue en Brasil 2014, en la que España cayó en fase de grupos. En Rusia 2018, la anfitriona apeó a la selección española en octavos de final. Ahora, en Qatar 2022, solo ha podido sumar la victoria ante Costa Rica (7-0).