La UFV organiza una mesa redonda con ‘influencers’ sobre Instagram 

Los participantes explicaron lo que significa esta "profesión" y se centraron en hablar sobre esta red social y el poder que tiene en la actualidad

De izquierda a derecha, Lorena van Heerde, Laura Zazo y Luis Giménez. Foto: Sandra Arnáiz

La Universidad Francisco de Vitoria (UFV) ha celebrado este lunes una mesa redonda con los influencers Lorena van Heerde y Luis Giménez, antiguos alumnos de la UFV, para hablar de la red social Instagram. El acto ha tenido lugar en el salón de grados de la universidad y ha sido moderado por Laura Zazo.

Lorena van Heerde cuenta con 58.000 seguidores en Instagram. Fue Miss España, ha sido modelo para anuncios de Mercedes o Carolina Herrera, y participó en el videoclip mundial de Romeo Santos. En estos momentos, después de haber hecho el Trabajo de Fin de Grado (TFG) sobre marca personal, está preparando el lanzamiento de un producto de cosmética que verá la luz en unos meses. Luis Giménez, con 52.000 seguidores, estuvo trabajando en Intereconomía o Europa Press, pero lo dejó todo por viajar, con el objetivo de “encontrarse a sí mismo y aquello que le hiciera feliz”. Tras visitar varios países volvió a España y creó la marca Tipi Tent, que cuenta con 12 empleados y una tienda física. Además, ha creado otras empresas y una agencia de marketing.

Los ponentes comenzaron a profundizar sobre Instagram, de la que Van Heerde aseguró que esta red social durante la pandemia ha estado a la altura: “Ha entretenido, hemos interactuado todos y ha informado, y esto ha hecho que esté en continuo auge”. A su vez, Luis Giménez aportó que Instagram está en una etapa de madurez porque ha conseguido establecerse como la red social número uno, mientras que también, se encuentra en una etapa de aprendizaje y evolución, “como con los reels”.

Giménez preguntó a Van Heerde que si tenía haters y ella respondió que no, ya que tiene una comunidad maravillosa, y cuando en un futuro tenga, nunca entrará en contestaciones, “porque al final es ponerse a su altura”. Sin embargo, Giménez dijo que sí había sufrido alguna situación complicada, ya que su mujer, Marta Pombo, expone toda su vida en redes. “No me entra en la cabeza cómo puede haber haters”, subrayó Giménez.

“Nos gustaría tener más libertad para dar opinión, aunque sea contrario a lo que ahora está de moda”, declaró Luis Giménez. 

Y añadió recalcando varias veces que era un ejemplo: “Hoy en día todo el mundo puede decir de todo contra los toreros y los toros, sin embargo, tú dices que te parecen bien, y te crucifican. Eso no puede ser así, porque si tú puedes opinar, yo también”.

En cuanto al trabajo que hay detrás de la promoción de marcas “es enorme, ya que te dan unas directrices, como saber la esencia o los valores para transmitirlo en las publicaciones”. Además, afirmó que sus valores son de respeto y compromiso con su producto, refiriéndose al cuidado del medio ambiente. Luis insistió en que la clave de una colaboración es que el influencer lo haga a su manera y que les den libertad para promocionar un producto o marca, y que los valores que transmite una marca son muy importantes, y recalcó que Tipi Tent transmite valores de gente joven que le gusta disfrutar y vivir la vida.

Con relación a una pregunta dirigida a Giménez sobre la fama de su mujer, Marta Pombo, este respondió que está muy orgulloso de ella. “Para mí es la mejor influencer de España, estoy muy orgulloso de donde está, aunque obviamente lo ha conseguido gracias a su hermana María, que le ha dado mucha visibilidad, Marta tiene una forma de comunicar única y muy real”, respondió.

 

Ver esta publicación en Instagram

 

Una publicación compartida de Luis Gimenez (@luisaton10)

Sobre la privacidad que les falta al ser influencers, ya que muestran una gran parte de su vida, Lorena Van Heerde se definió como alguien muy discreta, capaz de ver el lado positivo de ser un personaje público para llevarlo a su terreno. Giménez señaló que se perdía porque pasaba más tiempo con la gente de Instagram que con su familia y llegó un punto en el que tuvo que priorizar y dejar el móvil atrás. 

“Ser ‘influencer’ no lo consideraría nunca como una carrera”, subrayó Van Heerde.

Añadió que es algo que ha nacido nuevo, que la persona se podría formar con cursos de fotografía o edición, pero no estudiando cuatro o cinco años como una carrera. Respecto al tiempo que dedican a Instagram, Van Heerde confesó que no sabe exactamente las horas, pero “una gran parte”, mientras que Giménez dijo: “No somos capaces de estar diez minutos sin abrir Instagram”. Lorena Van Heerde confirmó, entre risas, que “es un tic en el dedo”.

Ambos contestaron a la pregunta que se refería a la privacidad de menores en Instagram, y Van Heede, quien, a veces, enseña a su hija, contestó que no hay problema porque ella es la madre y decide si mostrarla o no, mientras que Giménez dijo que no publicó fotos de sus sobrinos varias veces porque los padres no querían, “y no hay problema”.

Como consejo a los alumnos de Periodismo que acudieron, Van Heerde dijo que tienen una gran suerte porque se convierten en expertos en digital y es lo que se pide hoy en día, que luchen porque “todo esfuerzo da su luz”. Giménez aportó que no conoce a nadie que haya luchado y se haya quedado sin lo que quería. “Viene una generación donde vais a mandar vosotros”, terminó.