La media de alumnos españoles felices supera la de PISA

- Desmarcar - 20 de abril de 2017
393 views 4 mins 1 Comment

La Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE) ha publicado el informe PISA Bienestar de los alumnos, en el que, por primera vez, evalúa el estado psicológico, cognitivo y social de los estudiantes, además de su rendimiento académico. Los alumnos españoles, que normalmente en cuanto a nivel de estudios no superan la media de la OCDE, han sacado buena nota en su “provecho escolar y la satisfacción de su vida”.

La media de la OCDE se sitúa en un 7,3 sobre 10, mientras que la media de los estudiantes españoles es de 7,42. En las mismas condiciones se encuentran los alumnos de Colombia, Costa Rica, República Dominicana, México y Montenegro. Por el contrario, los escolares de Macao, Hong Kong, Taiwán y Corea son los menos felices de los 540.000 colegiales analizados, pues sus puntuaciones no alcanzan los siete puntos.

Según el informe, la satisfacción de los alumnos tiene una estrecha relación con los profesores. Ellos son los encargados de crear un buen ambiente y unas condiciones apropiadas para que los estudiantes se mantengan alegres y cómodos dentro de la escuela. “Si los alumnos perciben que los docentes les soportan”, sabrán lidiar mejor con el estrés causado por el colegio.

Algunos de los factores que destaca el informe sobre cómo crear un ambiente propicio para que los alumnos se sientan cómodos están relacionados con la actitud del profesorado. Estos deben “mostrar interés en el aprendizaje de cada alumno, dar una ayuda extra a los estudiantes que lo necesiten, explicar las lecciones hasta que sean totalmente comprendidas y darles la oportunidad de expresar sus opiniones”. Es decir, a mayor implicación e interés del personal docente, más satisfacción de los escolares.

La mayor o menor felicidad de los alumnos repercute en su nivel de motivación. El grado de satisfacción de los españoles supera la media de la OCDE. Por lo tanto, la mayoría de ellos están animados a conseguir “elegir las mejores oportunidades” cuando se titulen. De hecho, según el estudio, el 51% espera completar su grado universitario, frente el 44,2% de la media. Sin embargo, motivación y ambición no van de la mano. El 47% de los estudiantes de España no se consideran personas ambiciosas. Asimismo, tampoco aspiran a “sacar las notas más altas en todas o en casi todas las asignaturas”.

Hablar con los padres mejora el rendimiento académico
“Las familias son la primera unidad social en la cual los niños aprenden y se desarrollan”. De ahí la importancia que el informe PISA da a que la relación entre padres y estudiantes sea fluida. A pesar de las dificultades que encuentran los padres para conciliar la vida profesional con la privada, los resultados que refleja el estudio son positivos.

Una de las cuestiones que se planteó a los niños que participaron en el informe era si sus padres “están interesados en sus actividades escolares”. La media de la OCDE se sitúa en un 93,5%. Los padres y estudiantes españoles sobresalen en esta categoría con un 95,2%. Esta puntuación supera la de otros países como Australia, Dinamarca, Canadá y Japón, entre otros.