Salamanca reúne a más de 700 rectores para avanzar en educación

Daniel Sada, rector de la Universidad Francisco de Vitoria, participó en un evento en el que el Rey Juan Carlos pidió "recuperar los valores humanistas que siempre han caracterizado a la universidad”.

Salamanca acogió el IV Encuentro Internacional de Rectores Universia, en el participaron más de 700 representante académicos de todo el mundo, personalidades de la política y la empresa. Los representantes debatieron, durante los días 21 y 22 de mayo, sobre la Universidad del siglo XXI. El Rey Felipe VI inauguró el encuentro y el presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, lo clausuró. La presidenta de Universia y de Banco Santander, Ana Botín fue otra de las protagonistas. El rector de la Universidad Francisco de Vitoria, Daniel Sada, participó en el multitudinario evento.

Universia 2018 se celebró en la Universidad de Salamanca, coincidiendo con la celebración de su octavo centenario, bajo el lema Universidad, Sociedad y Futuro. Fue un espacio de debate en el que expertos de todo el mundo profundizaron en las claves de la universidad, su presente y futuro inmediato. El encuentro se desarrolló en tres partes principales: la primera, “Formar y aprender en un mundo digital”; la segunda, “Investigar en la Universidad, ¿un paradigma en revisión?”; y la tercera, “La contribución de la universidad al desarrollo social y territorial”. Tras los días de debate, se plasmaron las ideas y conclusiones en la Declaración de Salamanca.

El pensamiento libre y crítico que reclama Ana Botín
La presidenta de Universia y de Banco Santander, Ana Botín, declaró que “es necesario que la educación recupere el mayor alcance y protagonismo, y que cuente con mayores recursos públicos y privados, considerándola una inversión de futuro y no una partida de gasto”. Además, considera que de ella “nacen la igualdad y la libertad, el pensamiento libre y crítico”.

“La educación abre mentes y tumba prejuicios”, asevera Ana Botín.

Asimismo, Botín quiso establecer una separación entre los intereses políticos y educativos. “Algo tan fundamental como la educación no puede ser objeto de confrontación política”, aseguró. La presidenta añadió que “los partidos deberían privilegiar la educación como un espacio de entendimiento, de búsqueda de acuerdos, en pro del interés común y del conjunto de la sociedad”. Botín defendió que la inversión en educación, por ser “la principal respuesta y la mejor herramienta para enfrentar los grandes desafíos, combatir los problemas de hoy y de mañana”.

Ana Botín, quien también habló en la clausura del IV Encuentro Internacional de Rectores Universia, aseguró que “la educación tumba prejuicios y abre las mentes”. “La educación nos une y nos reúne. Los extremismos y los populismos se combaten con más y mejor educación, no con menos; las posverdades y los intentos de manipulación de la opinión pública se neutralizan mejor con más educación, no con menos”, concluyó Botín.

Felpe VI inagura el evento
Felipe VI inauguró el encuentro junto al presidente de la República de Portugal, Marcelo Rebelo de Sousa. El Rey destacó el valor que tiene la ciudad y la Universidad de Salamanca para acoger el evento, una de las más antiguas del mundo y la primera del ámbito iberoamericano. También resaltó la labor de Universia como excelente ejemplo de colaboración entre empresa y universidad. Felipe VI y Ana Botín, quien también participó en el acto inaugural, apostaron por una educación superior abierta que promueva valores universales como la tolerancia y la inclusión social. La presidenta añadió la importancia de incorporar una formación humanista, transversal y multidisciplinar que forme a los ciudadanos. A esta idea se unió el Rey de España: “es indispensable recuperar los valores humanistas que siempre han caracterizado a la universidad”.

Rajoy presidió el acto de clausura
El presidente del Gobierno de España, Mariano Rajoy, presidió el martes 22 de mayo el evento de clausura de este encuentro, acompañado de Ana Botín; la secretaria general de Segib (Secretaría General Iberoamericana), Rebeca Grynspan; y el rector de la Universidad de Salamanca, Ricardo Rivero. Fue una conferencia donde Rajoy abogó por facilitar el acceso al conocimiento y apostó por la innovación, ya que cree que “son el presente de la educación y representan una oportunidad ineludible para avanzar en el espacio iberoamericano del conocimiento”. La presencia del presidente del Gobierno en Salamanca sirvió para poner de manifiesto la importancia de la enseñanza española. En su discurso, habló de la relación que debe existir entre la enseñanza y los ciudadanos. “Poner en contacto a la universidad con las necesidades de la sociedad pues solo lograremos que la educación sea escalera de progreso si admitimos que se pueden mejorar las cosas”, aseveró.

Esta convención da continuidad a los eventos anteriores en Sevilla (2005), la ciudad mexicana de Guadalajara (2010) y Río de Janeiro (2014). El próximo encuentro se llevará a cabo en Buenos Aires, en 2023, y estará respaldado, una vez más, por el Banco Santander.