El Tribunal Constitucional condena a los líderes independentistas catalanes

Los políticos se enfrentas a penas de entre 8 y 13 años de cárcel. También, se ha reactivado la euroorden contra Puigdemont.

El juez Manuel Marchena durante el juicio. Fotografía: Twitter.

El Tribunal Supremo ha declarado culpables a los políticos catalanes juzgados por su participación en el proceso de independencia de Cataluña. Las principales condenas son por sedición y malversación de fondos públicos e implican penas de cárcel para nueve de los acusados, que llegan hasta los 13 años en el caso del exvicepresidente de la Generalidad Oriol Junqueras. El resto de los acusados han recibido condenas más reducidas, en función de la responsabilidad que el tribunal ha considerado que tenían sobre los hechos.

De los 12 acusados, nueve han recibido penas de prisión por los delitos de sedición en concurso con malversación en el caso de unos, y solo por sedición, en el de otros.  Entre ellos, el presidente de ANC, Jordi Sànchez, y su homólogo en su homólogo en Òmnium Cultural, Jordi Cuixart. 


Santi Vila, Meritxell Borrás y Carles Mundó han sido condenados por desobediencia, sin llegar a los delitos de sedición ni malversación, con una pena de un año y ocho meses de inhabilitación especial y diez meses de multa con una cuota diaria de 200 euros. 

Los jueces, tras reflexionar acerca de la condena por rebelión que pidió la Fiscalía, descartaron finalmente esta última por considerar que, aunque hubo “indiscutibles episodios de violencia”, no fueron suficientes para condenar a los acusados. 

Los líderes políticos han comparecido en los medios y redes sociales después de la sentencia del Tribunal Supremo por el proceso catalán. Pedro Sánchez ha comentado que hay que acatar el “íntegro cumplimiento” de la sentencia. Pablo Casado por otro lado ha dicho “que se introduzca en el código Penal el delito del referendúm catalán”. Albert Rivera ha confirmado que “se ha hecho justicia” y a Santiago Abascal le ha parecido una  “vergüenza que el Estado sea incapaz de defender el orden constitucional”.

Al expresidente catalán Carles Puigdemont le han parecido “injustas e inhumanas” las condenas por el proceso catalán y piensa que “no hay propaganda que pueda tapar tanta vergüenza”. El presidente de la Generalidad, Quim Torra ha declarado que la sentencia “empeora la situación” y aleja de una solución.

Se reactiva la euroorden contra Puigdemont
El juez Pablo Llanera ha solicitado la reactivación de las órdenes internacionales y europeas de detención contra Carles Puigdemont por sedición y malversación de caudales públicos. Esta acción solo se llevará a cabo con él y los próximos días se estudiará el resto. 

El objetivo es que los tribunales de los países en los que se encuentran los políticos fugados reconsideren la entrega, a partir de la sentencia, porque reúne los hechos demostrados después del juicio. En este caso, será la Justicia de Bélgica, ya que puigdemont se encuentra allí.

Protestas en Cataluña
La sentencia del procés ha generado protestas en diversos puntos de Cataluña. En el aeropuerto de El Prat, en Barcelona, los manifestantes han intentado colapsar las instalaciones y han logrado la cancelación de algunos vuelos, aunque, finalmente, han sido dispersados por la Policía. Esta acción, convocada por Tsunami Democràtic, ha sido realizada mediante el reparto de tarjetas de embarque falsas

Este no ha sido el único servicio afectado. Renfe ha cancelado todos los trayectos que finalizaban en el aeropuerto entre las 13:40 y las 14:30 h, por orden de los Mossos. El metro también ha contado con presencial policial para evitar incidentes.