El Supremo decide, el 5 de noviembre, quién paga el impuesto de las hipotecas

La Sala de lo Contencioso Administrativo lleva a pleno la sentencia porque supone una “enorme repercusión económica y social”.

Imagen de archivo de la fachada del Tribunal Supremo. Autor: Concepcion Amat Orta

El presidente del Tribunal Supremo, Carlos Lesmes, ha convocado, para el 5 de noviembre, una reunión para revisar el contenido de la sentencia que convierte a los bancos en los responsables de pagar el impuesto de las hipotecas. La jurisprudencia fue avocada la semana pasada por el presidente de la Sala de lo Contencioso Administrativo, Luis María Díaz-Picazo, tan solo 24 horas después de que se fallase.

La sentencia, pese a ser firmada por la misma Sala de lo Contencioso Administrativo, se llevará a pleno porque se considera que supone una “enorme repercusión económica y social”, ya que es “un giro radical” en el criterio que llevaba hasta ahora el Supremo. Desde que se conoció la sentencia, el valor de las acciones de las entidades bancarias ha caído en picado y, como consecuencia, el IBEX 35 ha disminuido hasta mínimos históricos, 8.668,50 puntos en el cierre del viernes. La agencia de calificación crediticia Moody’s calcula que las pérdidas de los bancos llegarán hasta los 4.000 millones si la sentencia perdura.

Lesmes asegura que Díaz-Picazo y los magistrados de la Sala de lo Contencioso Administrativo “han actuado en todo momento en relación con estos asuntos con plena lealtad al Alto Tribunal, así como con independencia, profesionalidad y competencia técnica en la interpretación y aplicación de la ley, y con escrupuloso respeto a las normas procesales aplicables al presente caso”. En los últimos días se habían publicado informaciones que confirmaban que Díaz-Picazo había sido profesor durante el curso 2016-17 en el Colegio Universitario de Estudios Financieros (Cunef), institución que pertenece a la Asociación Española de Banca (AEB).

“El aumento de los costes tiene que tener alguna consecuencia”, asegura José María Roldán.

Según CincoDías, revista de economía del diario El País, los bancos abogan que el fallo de la sentencia es injusto porque “no hay ningún país en el mundo en el que este impuesto lo asuma la banca” y que “siempre es el prestatario el que lo paga”. Además, hay un malestar general entre las entidades porque en febrero de este mismo año “la misma sala, con cuatro de los seis miembros del Tribunal Supremo que determinaron el pasado jueves que era el banco quien debía pagar, dictaminaron lo contrario”.

La banca advierte de que el precio de las hipotecas aumentará si el Tribunal Supremo no da marcha atrás. “El aumento de los costes tiene que tener alguna consecuencia”, aseguró el presidente de la AEB, Jose María Roldán, en Espejo Público, programa de Antena 3.

¿Quién paga el impuesto de las hipotecas hasta el 5 de noviembre? 

La marcha atrás del Supremo ha generado dudas sobre quién ha de pagar el impuesto de las hipotecas y quién no. Los notarios aseguran que, aunque la sentencia se vaya a revisar en la Sala de lo Contencioso Administrativo, es vigente y por lo tanto es el banco quién ha de pagar el impuesto de las hipotecas. Aun así, existe la posibilidad, según La Vanguardia, de firmar y pagar el impuesto en un mes “para evitar perjuicios”.

El Consejo General del Notariado está aconsejando llevar adelante las hipotecas, aunque asegura a los clientes que todavía no está claro quién debe pagar el impuesto de las hipotecas, ya que hasta que el Supremo no comunique su decisión definitiva, el 5 de noviembre, “no es posible determinar” quién es el responsable.

La semana pasada, fueron los clientes los encargados de pagar el impuesto de las hipotecas. “Si alguien tiene ahora mismo que firmar una hipoteca, se va a encontrar con que va a tener que pagar el impuesto”, aseguró la portavoz de la Asociación de Usuarios Financieros (Asufin) en el canal 24 horas, de TVE, Patricia Suárez.