El Parlamento aprueba la modificación de la Ley de Seguridad Ciudadana

El PSOE apoya la iniciativa de Podemos para despenalizar las injurias a la Corona.

Alberto Garzón, Pedro Sánchez y Pablo Iglesias, en los Goya. Fotografía de Carlos Delgado

Alberto Garzón, diputado de Izquierda Unida, propuso el pasado miércoles en el Congreso de los Diputados la derogación de delitos por injurias al Rey y las ofensas a los sentimientos religiosos. También abrió la puerta a la modificación de los delitos de enaltecimiento del terrorismo. La iniciativa se ha basado en la defensa de la libertad de expresión.

El acuerdo entre el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, y el líder de Podemos, Pablo Iglesias, para sacar adelante los presupuestos del Estado incluía el respaldo del PSOE a la modificación de la conocida como Ley Mordaza. La proposición de Unidos Podemos también fue apoyada por el Partido Nacionalista Vasco, Esquerra Republicana de Catalunya, Partido Demócrata Europeo Catalán y Compromís. El partido de Pedro Sánchez, además, desea mantener algunas medidas de la ley actual, como la devolución inmediata de inmigrantes ilegales o el uso de proyectiles de goma para disuadir actos violentos.

La Ley de Seguridad Ciudadana, aprobada en 2015 por el gobierno de Mariano Rajoy, ya ha recaudado cerca de 270 millones de euros. La modificación del coste de las multas es una de las medidas que se pretende abordar. Actualmente, las multas por faltas muy graves se encuentran entre los 30.000€ y los 600.000€, el partido de Pablo Iglesas propone reducir dichas multas a un máximo de 12.000€.

La propuesta de ley ha provocado quejas desde sindicatos policiales y asociaciones de la Guardia Civil, debido a medidas como la toma de fotografías sin autorización, los ataques verbales a los cuerpos de seguridad o la resistencia permitida a la autoridad. Dicen sentirse abandonados por parte del Estado y reclaman una reunión inmediata con Fernando Grande-Marlaska, ministro del Interior. El Gobierno ha pedido al gremio policial que envíe sus propuestas para la nueva ley de seguridad ciudadana.