Borja Terrés: “La gestora tiene toda la legitimidad”

El secretario general de las Juventudes Socialistas de Madrid responde a las cuestiones sobre el PSOE y sobre su organización.

Borja Terrés es secretario general de las Juventudes Socialistas en Madrid. Tras los últimos acontecimientos, que han producido discrepancias en el PSOE, el lado joven vinculado al partido explica a Mirada 21 la situación actual y cómo se estructura su organización.

¿Creen desde las Juventudes Socialistas que va a haber estabilidad en la legislatura?

A nuestro juicio, nos parece difícil que haya estabilidad, teniendo en cuenta la cantidad de partidos que hay y la cantidad de grupos diferentes, sobre todo. Habría que analizar cuál es el concepto de estabilidad, yo entiendo que estabilidad no significa apoyar siempre al Gobierno, pero tampoco significa el bloqueo institucional o una moción de censura. No va a ser una legislatura fácil, tenemos claro que el Gobierno tendrá que pactar algunas cosas y que habrá votaciones. Lo que al final tendrá que haber es un tipo de acuerdo entre los grupos, porque no se puede estar ni siempre en contra del Gobierno ni apoyar todo. Y eso parte primero del gobierno y de las ganas que tenga de acuerdo.

¿Qué le parecen las sanciones que podrían imponer a los diputados que votaron el no a la investidura de Rajoy?

Nosotros entendemos que es muy importante la disciplina de voto. Ahora, yo creo que tiene que haber algún tipo de excepción, entendemos que el tema del otro día era muy controvertido, y que no tenía precedentes en la historia. Que el Partido Socialista se abstuviera en un posible Gobierno del Partido Popular no ha pasado nunca. Yo entiendo que en ese sentido tiene que haber más mano izquierda “y nunca mejor dicho” con los diputados que al final no acataron la cuestión.

¿Qué opinan de la gestora? ¿Creen que tiene potestad dentro del partido o que se deberían convocar unas primarias cuanto antes y elegir un nuevo secretario general?

Nosotros, desde las Juventudes, intentamos meternos lo menos posible en el funcionamiento interno del partido. Nuestra función como Juventudes es la de formarnos, formar a nuestra gente, reivindicar posturas y nuestro deber dentro del partido es un papel, sobre todo, de tratar de influir de una forma ideológica, es decir, en cuanto a las políticas del partido. En cuanto a las cuestiones internas, de cuándo tiene que convocar la gestora el comité del congreso, entendemos que es importante que cuanto antes mejor, pero entendemos que hay todo tipo de circunstancias. La gestora tiene toda la legitimidad, nosotros dentro del Partido Socialista somos un partido que tenemos unos estatutos, y que por tanto no hay secretario general pero hay una gestora. A mí lo que me gustaría personalmente es que sobre todo seamos los militantes los que decidamos quién queremos en la dirección del partido y quién queremos que sea el líder o la líder del partido.

Precisamente hablando de líderes, Pedro Sánchez dejó hace unos días su acta de diputado y ha salido en los medios por sus declaraciones, ¿qué consecuencias puede tener para el partido que Pedro Sánchez deje su acta en el Congreso? ¿Cree que es conveniente que se vuelva a presentar a unas primarias?

Aunque a mí no me gusta hacer rodeos ni dejar sin contestar preguntas, yo creo que es una cuestión que tiene que meditar Pedro Sánchez. Ha entendido que estaba manteniendo una línea política que era la de estar en contra del presidente del Partido Popular y que por coherencia debía quedarse fuera. Si luego él decide dar un paso adelante de nuevo para liderar el partido, entiendo que la decisión la debe tomar él. Hay gente que cree que Pedro debe ser líder y gente que cree que debe ser otra persona. Por lo tanto, es un debate que está abierto y lo bueno que tenemos es que somos una organización bastante diversa y donde caben todas las opiniones. De hecho, en el último proceso había compañeros partidarios de la abstención, otros contrarios ,como yo, a que no nos abstuviéramos, pero conseguimos hacer un debate interesante, sobre todo sin provocar fracturas como hemos podido ver en el Partido Socialista.

En las Juventudes Socialistas, ¿cuál es el rango de edad a la que los jóvenes comienzan a afiliarse al partido?

Para afiliarse al Partido Socialista, el requisito mínimo son los 18 años, pero para las Juventudes son los 14, es decir, se puede afiliar a las juventudes a los 14 años y luego seguir militando incluso hasta los 31 años. Se puede compatibilizar con el partido porque somos organizaciones hermanas, nuestros estatutos y nuestros órganos son diferentes. Entonces, se puede hacer doble militancia, o militar solo en uno de los dos.

Y dentro de las Juventudes y dado que se puede estar hasta los 31 años, ¿es posible compaginar el trabajo dentro de la organización con otro trabajo fuera, o se centran más los jóvenes en las Juventudes Socialistas?

Yo hablo de mi caso particular, yo creo que se puede compaginar bastante. Entendemos que la etapa en las Juventudes Socialistas es una etapa de formación, de aprendizaje no solamente político, sino también personal, para formar a personas críticas, no adoctrinar. Y en mi caso, por ejemplo, yo soy diplomado en Trabajo Social, ahora estudio Derecho, y la verdad es que siempre he compatibilizado el trabajo con los estudios y con la organización, pero sí es cierto que ahora me cuesta más compatibilizarlo con mi figura de secretario general, por el que por cierto, no cobro ni un duro. De hecho, me parece que pierdo dinero.

Pero, como ya dije, entendemos que esta es una etapa de formación, para que los militantes y las militantes se saquen su carrera, adquieran su formación profesional y una vez que la tengan, si quieren, continúen en las organizaciones, pero nuestro punto de partida primordial es que la gente se forme, y sobre todo que no se conviertan, como ocurre en algunos casos, en políticos profesionales.

¿Cree que la opinión pública desconoce cómo se organiza la parte joven de los partidos?

Sí, bastante, la verdad. A mí, además, hay algo que me cabrea mucho, y es que nos consideren como los cachorros del PSOE. A ver, somos la cantera, evidentemente, pero no los cachorros porque, al fin y al cabo, la gente no profundiza en lo que de verdad piensa la mayoría de los militantes de las Juventudes. Si lo hicieran se sorprenderían del nivel crítico que hay con el partido, y sobre todo la cantidad de congregaciones que realizamos, que no tienen mucha repercusión, pero que son interesantes.