Rajoy se ofrece a Trump como interlocutor en Europa y Sudamérica

El Presidente de gobierno expresa su disposición absoluta "a desarrollar una buena relación con la nueva Administración estadounidense".

La conversación entre Rajoy y Trump duró 15 minutos.

El presidente del Gobierno de España, Mariano Rajoy, ha ofrecido a Donald Trump ser el “interlocutor” de Estados Unidos en “Europa, América Latina y también en el Norte de África y Oriente Medio”, según ha afirmado La Moncloa mediante un comunicado. Rajoy, además, ha expresado, a su homólogo norteamericano, su disposición absoluta “a desarrollar una buena relación con la nueva Administración estadounidense”.

El presidente español ha asegurado a Trump que “con un Gobierno estable y una economía que crece a más del 3%, está en las mejores condiciones para ser un interlocutor de Estados Unidos”, como explicaba la nota de La Moncloa, en la que no se han reflejado críticas de Rajoy a las polémicas medidas que ha tomado la Administración republicana desde su llegada a la Casa Blanca el 20 de enero.

El comunicado del Ejecutivo norteamericano, que tampoco hace referencia a críticas de ningún tipo, dice que ambos mandatarios “reafirmaron la fuerte alianza bilateral en una serie de asuntos de interés común”. Si bien no detalla cuales son dichos asuntos, sí se refiere a “prioridades compartidas” y a unificar “los esfuerzos para eliminar al ISIS”.

Ambos comunicados destacan, como punto fundamental de la conversación, la Alianza Atlántica. Desde La Moncloa recuerdan la importancia de las bases militares de utilización compartida de Morón (Sevilla) y Rota (Cádiz), y de la participación de las tropas españolas, entre las que destacan las labores de instrucción del Ejército iraquí. La nota de la Casa Blanca remarca que Donald Trump: “reiteró el compromiso de EE.UU. con la OTAN y enfatizó la importancia de que todos los aliados de la OTAN compartan la carga del gasto en defensa”

La conversación entre Rajoy y Trump duró cerca de 15 minutos, cinco menos de lo que estaba previsto, con la intervención de traductores. Esta conversación pertenece a la ronda de llamadas que está llevando a cabo el magnate neoyorkino en sus primeras semanas en el despacho oval. Ambos líderes asistirán, el próximo mes de mayo, a la cumbre de la OTAN, en Bruselas, en la que será la primera vez que coincidirán personalmente.