El Rey pide que se restaure el orden constitucional

El Rey Felipe VI compareció anoche ante los españoles para lanzar un mensaje de serenidad y firmeza (Consulta aquí el texto íntegro) ante la compleja situación que atraviesa España. La consumación del desafío independentista llevó al monarca a acusa a sus líderes de protagonizar una “deslealtad inadmisible hacia los poderes del Estado”. Lo han hecho, insistió el Rey, “de una manera reiterada, consciente y deliberada”.

“Han quebrantado los principios democráticos de todo Estado de Derecho y han socavado la armonía y la convivencia en la propia sociedad catalana”, dijo Felipe VI. En su alocución, aunque no hubo alusiones al diálogo para superar la confrontación, sí recordó a todos los catalanes que “vivimos en un Estado democrático que ofrece las vías constitucionales para que cualquier persona pueda defender sus ideas dentro del respeto a la ley”. El Rey también quiso transmitir “al conjunto de los españoles, que viven con desasosiego y tristeza estos acontecimientos” un mensaje de “tranquilidad, confianza y esperanza”.

Felipe VI tiene claro quienes son los responsables de la compleja situación que atraviesa Cataluña y el conjunto de España. Son las autoridades independentistas, “que se han situado totalmente al margen del derecho y de la democracia. Han pretendido quebrar la unidad de España y la soberanía nacional, que es el derecho de todos los españoles a decidir democráticamente su vida en común”.

Ante esta situación, en la idea que más se ha repetido en los análisis posteriores, el Rey instó a los poderes públicos a “asegurar el orden constitucional y el normal funcionamiento de las instituciones, la vigencia del Estado de Derecho y el autogobierno de Cataluña, basado en la Constitución y en su Estatuto de Autonomía”.

Reacciones políticas

La primera reacción tras la emisión del mensaje del Rey llegó desde las filas de Podemos. Pablo Iglesias mandó un mensaje a través de su cuenta de Tuiter en la que decía no sentirse representado por el monarca.

La primera reacción tras la emisión del mensaje del Rey llegó desde las filas de Podemos. Pablo Iglesias mandó un mensaje a través de su cuenta de Tuiter en la que decía no sentirse representado por el monarca.

Por su parte, el viceportavoz de Comunicación del PP, Pablo Casado, respaldó sin fisuras el mensaje del monarca. “España va a seguir siendo una historia de éxito en la que Cataluña seguirá siendo un pilar fundamental”, aseguró el dirigente popular.

Apoyo al Rey también desde las filas de Ciudadanos. Su presidente, Albert Rivera, cree que el Rey “dio la cara por todos” y aseguraba que España necesitaba de su liderazgo.

Desde el PSOE, fue el secretario de Relaciones Institucionales y Administraciones Públicas, Alfonso R. Gómez de Celis, quien compareció para valorar el mensaje de Su Majestad el Rey, en nombre del PSOE. “Nosotros, los socialistas, coincidimos con el Jefe del Estado en la defensa de la Constitución española, del Estatut de Cataluña, de la legalidad y el Estado de Derecho y de la integridad territorial del Estado”, dijo el dirigente socialista. Eso sí, Gómez de Celís apeló también “a la calma, a la serenidad, para poder afrontar el futuro con garantías y tranquilidad”, dijo.