Una empresa busca un rostro amigable a cambio de 100.000 libras

Una compañía británica quiere encontrar una persona dispuesta a ceder su imagen para ser la cara de un nuevo proyecto tecnológico

Geomiq es una empresa fundada y formada por ingenieros en Londres en 2017 y cuyo enfoque es revolucionar los métodos de producción y manufactura con ayuda de la tecnología. El pasado 11 de octubre, Geomiq lanzó un comunicado en el que dieron a conocer su búsqueda de una persona con “cara afable y amigable” que esté dispuesta a ceder los derechos de su rostro. La persona escogida será recompensada con 100,000 libras esterlinas.

“Nuestro equipo tiene un historial de diseñar y construir productos líderes tanto en ‘software’ como en ‘hardware’, afirman desde Qeomiq.

¿La razón? Fueron contactados por una compañía de robótica, que lleva un proyecto que consiste en la creación de un robot humanoide cuya función será desempeñar el papel de amigo virtual de personas mayores.

Según el comunicado, este proyecto lleva cinco años en curso y su exposición al mundo está prevista para el próximo año. El diseñador no solo busca conseguir la cara del robot, sino que de igual manera espera que la noticia de dicho robot se propague y cree expectativa entre el público antes de su lanzamiento.

El primer, y único, paso conocido para entrar en esta campaña es hacer una foto del rostro de la persona interesada, y mandarla a faces@geomiq.com.

Los candidatos seleccionados para pasar a la siguiente fase serán contactados por la empresa y se les proporcionarán detalles completos sobre el proyecto. El rostro seleccionado será reproducido no en un robot único, sino en uno cuyas miles de copias serán, posiblemente, distribuidas a nivel global.