Noruega corta con la radio FM

El Gobierno comienza los preparativos para mudar el medio de lo analógico a lo digital.

La radio tradicional sale cara. Esta es la conclusión a la que ha llegado el Gobierno de Noruega, que, a partir de este miércoles, empezará a apagar su red FM para mudar a una emisión únicamente digital. Con esta medida, el Estado prevé ahorrar a las arcas 22,5 millones de euros al año (200 millones de coronas, en moneda local).

El Ejecutivo noruego cree que “los oyentes tendrán acceso a una mayor pluralidad de contenido”.

“La razón principal”, según ha explicado en un comunicado el Gobierno, “se debe al paisaje” y a los “profundos fiordos, altas montañas y comunidades dispersas” del lugar. De hecho, el Ejecutivo noruego ha aclarado que estas características hacen que, a diferencia de con otros países europeos, sea “especialmente costoso” operar con redes FM en el territorio.

El Gobierno cree que la digitalización de la radio “abrirá la puerta a una mayor variedad de canales”, que repercutirá “en beneficio” de los ciudadanos. Asimismo, considera que, de esta forma, “los oyentes tendrán acceso a una mayor pluralidad de contenido”. Para las compañías supondrá un “aumento de la competencia” y permitirá “ofrecer nuevas oportunidades para la innovación y el desarrollo”.

El cierre de lo analógico por lo digital comienza este miércoles, y el Gobierno noruego prevé que, para final de año, se haya completado con éxito la mudanza. De este modo, Noruega se convierte en el primer país del mundo en abandonar la banda FM, en pro de una radio más moderna y con mayor calidad de audio.