Jorge Martín logra el Campeonato del Mundo de Moto3

El joven piloto se corona como primer madrileño que gana un Mundial de motociclismo.

Jorge Martín, tras proclamarse Campeón del Mundo. Fuente: http://www.motogp.com

Jorge Martín, de 20 años, ha hecho historia en el deporte español. Después de su séptima victoria, en Sepang, Martín es el nuevo campeón de Moto3 y se suma al éxito de Marc Márquez en MotoGP. El italiano Pecco Bagnaia se hizo con el Mundial de Moto2.

La última carrera se complicó por momentos, pues Martín llegó a estar en la décima posición en algún tramo. El madrileño se puso en cabeza a cinco vueltas del final, supo mantener los nervios y aguantó la posición hasta la meta.

Las lesiones y caídas obstaculizaron el camino del español en su camino hacia el Gran Premio. El esfuerzo y el sufrimiento fueron recompensados. Una vida dedicada a las motos dio el resultado deseado por el piloto madrileño.

El piloto del equipo de Gresini logró el Mundial por un punto. Marco Bezzecchi, su principal competidor, terminó quinto. La posición del italiano y la cuarta posición de Albert Arnas permitieron al de San Sebastián de los Reyes cerrar una gran temporada con siete victorias y diez poles.

Primer campeón madrileño de la historia
Algunos se atreven a tildarlo de “milagro”. El hecho de que un piloto de la Comunidad de Madrid se proclame campeón del mundo era impensable para los expertos del motociclismo en España. La capital española se desligó de las motos en octubre de 1967, cuando El Retiro dio por finalizados sus vínculos con el deporte de motor. Desde entonces, Barcelona ha sido la ciudad referente para los amantes de las carreras de motos en España.

Los padres de Jorge Martín se esforzaron para que su hijo pudiera iniciarse en el mundo del motor. El piloto tuvo que buscarse la vida fuera de Madrid, y en 2012 fue admitido en la Red Bull Rookies Cup (RBR), donde pudo desarrollar sus habilidades al máximo. En 2013, fue subcampeón y solo un año después logró ser el ganador. En 2017, dio un paso de gigante en su carrera, al firmar con Gresini, el equipo italiano con el que ha logrado el éxito en la categoría de Moto3.

El piloto madrileño desarrolló su pasión desde muy pequeño. Vivía al lado del Circuito del Jarama y creció con el ruido de los motores. El mal estado del trazado en tierras madrileñas impidió que se entrenase allí, por lo que debía desplazarse a un circuito de karting en Segovia. El apoyo de su padre, fanático del motociclismo y expiloto, fue fundamental.