España gana su sexta Copa Davis

La primera edición del torneo con el nuevo formato celebrado en Madrid. La asistencia no ha superado a la del Masters 1000 de la capital.

Una España colosal capitaneada por Rafa Nadal ha conquistado en la pista Manolo Santana de Madrid su sexta Copa Davis. La selección española de tenis se impuso por 2-0 a Canadá.

Tras una semana de remontadas y desgracias extradeportivas para el combinado nacional español, la Copa Davis se queda en Madrid. Los cinco soldados de La Armada  ( Rafa Nadal,  Marcel Granollers, Feliciano López,  Pablo Carreño y Roberto Bautista) dirigidos por Sergi Bruguera, aterrizaron en Madrid la pasada semana para defender la camiseta nacional en la 108ª edición del torneo.

Acompañados por Rusia y Croacia en la fase de grupos, España comenzó remontando a la selección rusa. Bautista perdía el primer partido frente a Rublev, Nadal empató el duelo frente a Khachanov y Granollers junto a Feliciano no fallaron en el dobles final. El segundo duelo fue más tranquilo, y España pasó por encima de Croacia para certificar su pase a cuartos de final de la competición.

Argentina, liderada por Schwartzman, esperaba en cuartos de final. Fue entonces, cuando Roberto Bautista abandonaba al equipo por motivos familiares y dejaba en incógnita su regreso a la competición para poder jugar las eliminatorias finales. Los argentinos, apoyados por su afición, que desataron la locura en la Caja Mágica, pusieron en apuro al equipo español. Carreño perdió el primer punto de la eliminatoria frente a Pella, Nadal empató por la vía rápida frente Schwartzman, y el duelo final, fue resuelto por Nadal que repitió junto a Granollers en el partido de dobles final, que se finiquitó en tres mangas.

España se plantaba en semifinales frente a Gran Bretaña ya con Roberto Bautista, quien regreso desde Castellón (su ciudad natal) para apoyar al equipo desde la grada tras conocerse el fallecimiento de su padre. La selección inglesa ganó el primer punto del enfrentamiento, y más tarde Nadal, empataba.  El último partido fue disputado por Feliciano y Nadal que se enfrentaron a Jamie Murray y Neal Skups en un partido épico. Los españoles ganaron en dos mangas que se decidieron en dos tie-break (7-6, 7-6).

El combinado nacional pasaba de ronda para jugar la final, la décima en su historia de la Copa Davis. Shakira abría la previa de una final, plagada de personajes célebres, con una actuación que continuó con el triunfo por sexta vez de España. Esta vez, Bautista, quien regresaba a la pista tras la pérdida de su padre, daba el primer punto de la final frente a Auger-Aliassime. Entre lágrimas, Bautista dedicaba la victoria a su padre señalando el cielo, y la pista central esperaba ya el segundo duelo entre Nadal y Shapovalov. El tenista mallorquín daba otro título más a las vitrinas del tenis español tras vencer al tenista canadiense.


En la celebración se vieron los llantos de emoción de Bautista por el varapalo sufrido y el  abrazo de Nadal. «Gané ocho partidos, pero lo que ha hecho Bautista es un ejemplo para el resto de mi vida», dijo Nadal. Bautista habló más tarde y dijo «sentirse orgulloso», ya que su padre «le habría obligado a jugar la final». La nueva Copa Davis cierra el torneo con sabor agridulce. Los horarios han sido muy criticados por disputarse hasta la madrugada y la asistencia no del todo buena, (128.000 espectadores) que no se vio favorecida por el clima de Madrid, dejan el nuevo proyecto del futbolista en una negativa que se ha visto recompensada por la victoria española.