Alexis Sánchez, otro jugador de fútbol salpicado por el fraude fiscal

El jugador de la selección chilena y exjugador del Fútbol Club Barcelona se suma a una lista de futbolistas con problemas con Hacienda, en la que también están Leo Messi y Cristiano Ronaldo

El internacional chileno Alexis Sánchez ha llegado a un acuerdo con la Fiscalía para no entrar en prisión debido a un fraude fiscal, si bien debe pagar la cantidad de dinero defraudada y afirmar que no volverá a delinquir. El escándalo sigue la pauta marcada por otros casos de renombre, como los de Leo Messi, Cristiano Ronaldo y José Mourinho, entre otros.

Sánchez acepta 16 meses de cárcel tras haber defraudado un millón de euros entre 2012 y 2013, años en los que militaba en las filas del F.C. Barcelona. El escándalo surge a raíz de su no declaración de ingresos procedentes de sus derechos de imagen.

Así pues, el acuerdo entre Fiscalía, Abogacía del Estado y jugador estipula que deberá pagar la cantidad defraudada más intereses, así como la garantía de que el internacional chileno no entrará en prisión si no vuelve a delinquir en los próximos años.

“Este es un ejemplo más de los muchos casos que han afectado de forma similar a varias de las estrellas de la competición”.

Este es un ejemplo más de los muchos casos que han afectado de forma similar a varias de las estrellas de la competición,y siguen, además, la misma pauta: los derechos de imagen. Tanto Leo Messi como Cristiano Ronaldo fueron denunciados por la Hacienda española y acusados de fraude fiscal al no declarar las cantidades de dinero percibidas por los derechos de imagen. En el caso del argentino, su condena fue de 21 meses de cárcel y una multa de 4,1 millones de euros por irregularidades económicas entre 2007 y 2009. El astro portugués, por su parte, alargó presuntamente su delito durante un año más, entre 2011 y 2014, por lo que la cantidad defraudada ascendería a 14,7 millones de euros.

Debido a la similitud de ambos casos, los dos jugadores han sido investigados de la misma manera. Sin embargo, la sentencia en el caso del portugués (la investigación sigue abierta) puede ser más grave como resultado de la mayor magnitud del presunto delito en comparación con el de Leo Messi.

El punto en el que todas estos hechos convergen son los derechos de imagen. A estos casos hay que sumarles los de José Mourinho o Javier Mascherano, entre otros, que no hacen sino resaltar la necesidad de un mejor asesoramiento a la hora de tratar con la Hacienda española, pues debido al poco entendimiento que hay sobre la legalidad, están saliendo a la luz semejantes escándalos económicos. El nivel de intencionalidad en cada caso, asimismo, lo dictará la Justicia española.