El 12,5% de las empresas en España son franquicias

El socio director de Relaciones Institucionales y Negocios de la empresa Mundofranquicia, David Díaz, definió la forma más efectiva para emprender en el modelo de franquicia.

David Díaz, socio director de Relaciones Institucionales y Negocios de Mundofranquicia, dio todas las claves en la Universidad Francisco de Vitoria (UFV) sobre cómo emprender de la mejor manera posible en franquicias. Disfrutar con el modelo de negocio elegido, pensar que este tipo de empresas también conllevan su sacrificio y elegir la entidad adecuada fueron algunos de sus consejos. Además, Díaz desmintió algunos de los mitos que rodean este estilo de negocio.

David Díaz lo tiene claro. Él ve llegar a su despacho cada día a personas que buscan el éxito a través de la franquicia. Sin embargo, para David, “no existen fórmulas mágicas, la clave es mucho trabajo, mucho sacrificio y la posibilidad de tener éxito profesional”. Para Díaz, emprender en el modelo de franquicia es parecido a invertir en la bolsa, “la probabilidad es proporcional al riesgo que asumes”.

El primer paso para convertirse en franquiciado es decidir el tipo de empresa con el que se quiere trabajar. Para David, el modelo de franquicia que ofrece más rentabilidad a corto plazo es el sector de la hostelería. Sin embargo, este tiene varios contras, como “el altísimo índice de rotación del personal”, el gran número de horas que se trabaja, unos empleados “poco fieles” y un sector con una tasa de hurto superior a cualquier otro modelo de negocio. Sin embargo, aun con todo esto en contra, este sector agrupa al 53% de las franquicias de España. Otros modelo donde invertir es “la tienda del pueblo”. Pero este modelo es rechazado por gran parte de los emprendedores por la lentitud que presenta la curva de adaptación de clientes y la baja rentabilidad respecto a la inversión realizada. El sector servicios también es uno de los más demandados, pero su alta competitividad provoca que muchos inversores se echen hacia atrás.

“Emprender en franquicia no es comprar un puesto de trabajo, es convertirse en empresario y asumir un riesgo”, afirma David Díaz.

En España, la penetración de las franquicias es del 12,5% y los contratos tienen aproximadamente 20 páginas, mientras que en EE.UU. estos rondan las 100 páginas, donde todo queda estrictamente especificado. Sin embargo, según David Díaz, los contratos de este modelo en España son tan escasos porque muchos encierran trampas o duras condiciones, por ello es importante preguntar a otras personas que vayan más allá del propio franquiciador. Para David, es clave saber que “emprender en franquicia no es comprar un puesto de trabajo, es convertirse en empresario y asumir un riesgo” y comprender que es necesario “estar dispuesto a correr aunque nadie corra”.

Otro de los consejos que lanzó Díaz fue la distinción entre convertirse en empresario, el que debería presentar algo novedoso al mercado, o el emprendedor en el modelo de franquicia, entendido este como el que invierte en una marca de la que se beneficia, pero que no necesariamente presenta ninguna novedad. Además, David asumió que el éxito de los comercios asiáticos es gracias a que poseen una identidad propia como empresarios, “un quién soy yo, qué me gusta o cuánto tiempo estoy dispuesto a trabajar”.

David Díaz también habló en nombre de las empresas que piensan en convertirse en franquicia. Estas deben saber que no hay una regla escrita para poder hacer este traspaso, sin embargo sí hay una regla no escrita, la regla del 2×3 o la del 3×2. Es decir, tener dos unidades de negocio propias funcionando en los tres últimos años o tres unidades en los últimos dos años con suficiente éxito. Aunque no está tipificado cuándo algo es exitoso.

Para David, no existen modelos de negocio en los que se gane muchísimo más de lo que se invierte. McDonald es una de las entidades que tiene una rentabilidad muy grande y además garantizada, porque si no se consigue lo prometido por la empresa, es la misma entidad la que se compromete a pagarle la diferencia al franquiciado. Sin embargo, la probabilidad de que a alguien le concedan un McDonald’s es difícil porque ya no permiten instalarlos en cualquier lugar. Además, la exigencia de esta empresa es superior a la de otras entidades. Por eso “la importancia de seleccionar bien la franquicia”.